OPINIO

Una sentencia de la AVL, oficializada por el PP, es uno de los argumentos esgrimidos por el TS para afirmar que valenciano y catalán son la misma lengua.


El TS utiliza para su resolución el dictamen de la AVL “sobre los principios y criterios para la defensa de la denominación y la entidad del valenciano”. En este dictamen se afirma que la lengua propia e histórica de los valencianos, desde el punto de vista de la filología, es también la que comparten las Comunidades Autónomas de Cataluña y de las Islas Baleares y el Principado de Andorra, y que las diferentes hablas de todos estos territorios constituyen una lengua, y un mismo sistema lingüístico.

Con esta resolución el TS anula la orden de la Consellería de Cultura y Educación de la Generalitat Valenciana de 1995 que derogó la convalidación de los certificados de conocimiento de valenciano por la Junta Qualificadora de la Comunidad con los certificados de conocimiento del catalán de los organismos catalán y balear. Lo paradójico del caso es que la puntilla que ha permitido al TS afirmar que valenciano y catalán son la misma lengua, ante la falta de argumentos científicos presentados por la Generalitat Valenciana, es el dictamen de la AVL, oficializada por el PP.

Esta resolución supone una victoria de Acció Cultural del País Valencia, que había presentado su demanda junto al Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza del País Valencia – Intersindical Valenciana. Es el máximo exponente del fracaso de la política del PP con respecto a la cultura y lengua valenciana. Con la oficialización de la catalanista AVL y la falta de apoyos económicos e institucionales a las entidades, organizaciones e intelectuales que día a día están luchando por el reconocimiento de la lengua valenciana.

Incluso el nuevo Estatuto aprobado por el PSPV y el PP que contempla el término “idioma valenciano” no es más que un simple escaparate para el falso valencianismo del PP. El TS considera que esta denominación no es más que una forma de llamar al catalán en la Comunidad Valenciana “aunque la lengua tenga dos denominaciones diferentes e igualmente legales, el catalán y el valenciano son la misma lengua”

A partir de ahora la titulación de Licenciado en Filología Catalana, otorga equivalencia para su obtención a los estudios que se hayan cursado tanto sobre catalán como sobre valenciano, esa titulación académica es la que habilitará para impartir enseñanzas en los distintos niveles del sistema educativo e incluso para realizar en las Universidades actividades de investigación sobre la específica manifestación del saber que representa la variedad lingüística del valenciano y esa misma normativa del Estado evidencia que las titulaciones académicas sobre materia lingüística están configuradas sobre sistemas lingüísticos y no sobre variedades pertenecientes a un mismo sistema.

En otras palabras, estamos asistiendo a la catalanización de la sociedad valenciana, y el fin del idioma valenciano gracias a la complicidad e inoperancia del PP