OPINIO

Tolerancia gay



Rafa Gozalbes
 

Recién acabado el EMF y cuando las banderolas blancas y amarillas todavía engalanan el cap i casal, junto a miles de urinarios todo hay que decirlo, me ha picado la curiosidad la opinión y los actos de los colectivos homosexuales, los que no le esperaban, ni falta que hacían si se me permite.

Así pues, raton en ristre me he puesto a navegar por cuantos sites gays he ido encontrando suponiendo que en ellos se hace gala del amor el respeto y la tolerancia que tanto demandan a los demás.

Por contra, el odio, la intolerancia, el insulto y la calumnia han sido, son, los únicos argumentos que esgrimen contra la iglesia Católica que, por más que les pese, nos representa en mayor o menor medida a una abrumadora mayoria de este pais.

Insultar por insultar, haciendose los graciosos, los guays, los creativos, para ofender pura simple y llanamente a una institución y a una personalidad que supera de largo la valía intelectual y humana de muchos de ellos.

Desde el dia del “orgullo gay”, en el que acompañados por dirigentes del PSOE recorrian las calles de Valencia insultando al Papa, hasta la marcha de Madrid, que patrocinó el ayuntamiento del Partido Popular, en la que igualmente se dedicaban a tan “respetuoso y lindo” menester su actitud es siempre la misma. Odio y violencia, verbal cuanto menos, para quien no sale al balcón con el culo al aire, una bandera republicana y un arco iris en el pito.

Puedo respetar y lo hago a todo el colectivo homosexual, gays, lesbianas, travestidos...me da absolutamente igual lo que cada uno sea, haga o diga, eso sí, siempre que se haga con el respeto y la educación que todos merecemos en una sociedad que queremos socialmente avanzada.