OPINIO
 

“CORRUPTIO OPTIMA, PESSIMA”.
 

Juan Vanrell / Voy a enviar hoy mi colaboración en forma epistolar, como a veces hice anteriormente. Hablaré imaginariamente con una buena alumna de años atrás, que ya es madre de familia en la actualidad.

Muy recordada y apreciada Anabel :

Hoy mi mente ha vuelto al reencuentro que tuvimos hace ya tiempo. Una tal Bibiana Aído, que ha ido de desvarío en desvarío, ha hecho que mi memoria volviera a tu recuerdo. A tu imagen de alumna aplicada y brillante, sentada en segunda fila de la clase de COU. A tu mirada dulce, siempre inteligente y despierta. He revivido también la emoción de lo que entonces me dijiste que, poco más o menos, fue lo siguiente: “Nunca olvidaré su última clase y su carta de despedida... Tengo subrayado el párrafo: <<¿Quién de verdad quiere a los jóvenes, el que les dice: Disfruta, fuma, bebe, drógate, vive sin límites. ¡ERES JOVEN, NO TE PRIVES DE NADA!... O el que les dice: Trabaja, lucha, sacrifícate, no te desanimes nunca, levántate, puedes. ¡ERES JOVEN, SÉ VERDADERAMENTE FELIZ DENTRO DEL ORDEN Y DEL ESFUERZO!>>. He hecho de esta frase el faro de mi vida y puedo decirle que soy inmensamente feliz”.

He recordado este encuentro porque una “mocita” más joven que tú, que en inteligencia, responsabilidad, conocimientos científicos y belleza moral no te llega a la suela de los zapatos, y que, para vergüenza de muchos y desgracia de nuestra juventud es “miembra” de un Gobierno que se dice “de España”, quiere legislar sobre el aborto.

Parece mentira que tengamos algunos ministros de tan poca categoría. Pongo la mano en el fuego, que tú, querida Anabel, lo harías infinitamente mejor que esta “miembra”, inculta en Gramática y analfabeta en Biología. Lo más grave es que, en su ignorancia, se cree “un ser superior” y que, en consecuencia, puede decidir sobre la vida humana, sagrada desde que el mundo es mundo.

Quedé obnubilado al oír decir en televisión a esta “miembra” las siguientes monstruosidades científicas y morales: “El aborto es un derecho de la mujer”... “El aborto es logro progresista del socialismo”... “La Iglesia es cavernícola y no puede opinar al respecto porque no hay que mezclar RELIGIÓN y ABORTO”... “Ella no consentirá nunca que la Iglesia lleve a la cárcel a ninguna mujer por el aborto”. ¡Cuántas barbaridades, santo cielo!. El aborto no es cuestión de Religión. Es cuestión de Biología. ¡Qué vileza, por otra parte, decir que la Iglesia quiere la encarcelación de la mujer abortista!... ¡El primer y gran liberador de la mujer fue precisamente su fundador, Jesucristo, al salvar de una muerte segura por lapidación a una mujer adúltera: “Dónde están tus acusadores?... Yo tampoco te condeno, VETE EN PAZ!”! Esto es la Iglesia, inculta Aído. Tú, Anabel, desde tu mente lúcida y liberal, jamás habrías caído en tamaña infamia.

Tú, desde la Biología, sabes y proclamas que LA MUJER ES LA REINA DE LA VIDA. Que la mujer es la diosa de la Naturaleza. ES LA GRAN MARAVILLA DE LA CREACIÓN. ¡¡¡Sólo ella ostenta el honor y el prodigio de SER MADRE!!!.

Ante esta verdad que tú, yo y cualquier persona sensata consideramos elemental, nos viene una inculta en Gramática e ignorante en Biología, hecha “miembra” de un Gobierno que no gobierna en función de España, sino en función de sus filias y fobias, de sus rencores y sectarismos, y en televisión , con cara angélica y mente satánica, nos proclama que “EL ABORTO ES UN DERECHO PROGRESISTA DE LA MUJER”...

NO y mil veces NO. El aborto sólo es una circunstancia biológica del Reino Animal. En los casos de la especie humana, si aparecen serios peligros en la gestación o graves situaciones imprevistas o se ha producido una violación, los médicos solucionan estos problemas con una profesionalidad admirable.

El problema serio se presenta cuando una muchacha se encuentra con un embarazo no deseado... Pero, la solución NO ESTÁ EN EL ABORTO, que traumatizará por vida. Tampoco está en cualquier forma de “lapidación”. La solución verdadera está en arropar a esta muchacha, colmándola de CARIÑO de COMPRENSIÓN y de AYUDA ECONÓMICA.

Otra solución está en educar seriamente a la juventud. EDUCARLA EN VALORES. Hoy se educa en función del bienestar y de un hedonismo ilimitado. No se educa para saber afrontar la adversidad . No se prepara a la juventud para la responsabilidad sacrificada que entraña la grandeza maravillosa de la maternidad. “Educar, nos dice el filósofo Gabriel Albiac, es <amaestrar> a la bestia que llevamos dentro... Los pedagogos, en el siglo XX, inventaron el arma más mortífera: la <educación NO REPRESIVA>... Abrieron el horizonte de un mundo a la medida de los monstruos. Nuestros monstruos”.(ABC. 23-03-09).

Decir que una muchacha de 16 años puede abortar libremente , es convertir la “creadora de vida” en “ejecutora de muerte”. ¡Qué horror que se defienda esta monstruosidad como un progreso humano!... Como también dice Albiac: “ENTRE LAS COSAS ESPANTOSAS DE ESTE MUNDO, LA MÁS ESPANTOSA, EL HOMBRE”.

El progresismo verdadero consiste en defender y mejorar la vida, no en propiciar el aborto. Éste, lejos de “un derecho”, es “una tragedia”. El 82% de las mujeres que se suicidaron el año pasado se habían sometido al aborto...

El verdadero bienestar humano no se basa en el desenfreno sexual, sino en una plenitud sexual feliz dentro del orden. No viviremos suficientes años para agradecer a Dios el gran regalo del placer sexual...

Pero, propiciar a la juventud una vida sexual omnímoda, sin la correspondiente responsabilidad abnegada, es un perversión infame. Decir a las chicas de 16 años, apenas iniciadas al aprendizaje de la vida, que tienen el “derecho al aborto”, que pueden matar al bebé que gestan en sus entrañas, es corromper lo más bello de la Creación, ‘LA MUJER!... “CORRUPTIO OPTIMA, PESIMA”, decían los latinos. Sí, la corrupción de la mujer, máxime si es adolescente, es la peor de las corrupciones.

Estoy seguro, querida Anabel, que estás de acuerdo conmigo. Por mi parte, te recuerdo con gran satisfacción y verdadero afecto,

JUAN VANRELL NADAL. Catedrático de Francés.

P.D.: Terminado este escrito, leo en la prensa de hoy,31-03-09, que la socialista Elena Valenciano sale en apoyo de la “miembra” Aído: “Los pro vida lo único que nos proponen es un mundo sin sexo”...¡Qué atrevida es la ignorancia!...Esta tropa de indocumentados ignora que “el débito conyugal”, tanto para la procreación como para la mutua satisfacción libidinosa, es de obligado cumplimiento en la moral católica... ¿Puede tal rebaño de iletrados dirigir los destinos de España?... VALE.


JUAN VANRELL NADAL.
Nat y batiad a Algaida.
President de s’Acadèmi de sa Ll.Baléà.