OPINIO
 

Alucinante ofuscación

 
 

Juan Vanrell Nadal/ Alucina la ofuscación insensata de una minoría dominante de mis paisanos mallorquines, que siguen obcecadamente el pancatalanismo. Su cerrazón llega al absurdo y sobrepasa toda lógica. ¿Qué extraño “bálsamo de fierabrás” les ha dado Cataluña para que, obnubilados, adoren idiotizados la lengua catalana antes que la propia que, además, es un verdadero tesoro cultural?.
¿Comprende alguien que un mallorquín en sus cabales prefiera la lengua catalana antes que la suya propia que es un verdadero tesoro lingüístico?.
Hace unos días en la Av. Jaime III, lugar de paso y encuentro de muchos -incluso para nuestra apreciada Reina- me paró un amigo. Lee “EL PALLETER” y sigue mi denodada e inclaudicable lucha en defensa de LA VERDAD HISTÓRICA Y FILOLÓGICA de nuestras lenguas valenciana y balear (mallorquín, menorquín, ibicenco). Sabía lo de mi “PREMIT LLEALTAT 2009”. “Aquí, a Mallorca, may eu t’haguessin donad”, me dijo satisfecho. Le respondí que, por lo inesperado y por lo que significa, el PREMIT me llegó al alma y me llenó de orgullo valenciano. “Emperò, aquí, Juan, no hey ha res que fé. Es polítics y es venuds de sa U.I.B. mos ho han fotud tot; y es més ases, es més beneys…, es d’es PP” …
Para ratificarlo, me contó que tiene un buen amigo de infancia que es super catalanista. Le invita, sin éxito, a que lea mis artículos. Le ha propuesto una entrevista conmigo este verano que estoy en Mallorca para exponer cada cual, desapasionadamente, sus puntos de vista. “Jo, emb En Vanrell no teng res que xerrà. Per molt que digui, aquest señó no me convencerà may”, fue la respuesta. Ésta es la mentalidad de un mallorquín relativamente culto…
Mi desconcierto es enorme. No logro explicarme, por mucho que lo intento, cómo mallorquines puedan renunciar tan absurda y obstinadamente a su lengua ancestral, con milenios de historia, y prefieran “el català normalitzat” al que un gran sabio catalán, el jesuita padre Batllori, calificó en una reunión de trabajo en la Universidad de Gerona “de infame e infecto dialecto barceloní”. ¿Verdad que esta increíble aberración es una ALUCINANTE OFUSCACIÓN de algunos de mis paisanos?.
La adoración extásica de estos paisanos, más o menos cultos, (algunos son clérigos, profesores, abogados, políticos, comerciantes, empresarios, etc.) podría tener cierta explicación si el balear (mall., men., ibic.) fuera una lengua sin historia y sin grandes valores lingüísticos. Pero resulta todo lo contrario desde el punto de vista de la Historia y de la Filología. El Balear (mall., men., ibic.) tiene unas características culturales exclusivas y unos valores filológicos únicos, que hacen de esta lengua una auténtica joya de la cultura y un valiosísimo tesoro de la lingüística románica. Reitero una vez más, a continuación, estos innegables valores :
1.- “Es baléà” es la única lengua románica importante que usa DOS demostrativos latinos para crear su artículo determinativo. Usa “IPSE, IPSA, IPSUM” para lo normal y lo corriente: “ES pà, SA sal, S’aygo, ES carré, ES cotxos, SAS dònas, emb SO cap, emb SOS pèus, ES mox, SA moxa”,etc. Usa “ILLE, ILLA, ILLUD” para lo especial y único: “EL mon, LA mort, EL cèl, EL Rey, LA Reyna, EL bon Jesús, LAS duas,” etc. Las otras lenguas románicas (francés, español, valenciano, catalán, etc.) sólo usan el “ILLE,ILLA,ILLUD,” para todas las circunstancias.
2.- “Es baléà”, como el latín, sólo escribe lo que pronuncia: “Estimà, estimarsê, tresò, molt, mols, caxa, caxé, caxéra, pobble, merexe, porê, vení, islas Baleàs, paciènci”, etc.
3.- “Es baléà” conserva del latín los femeninos en “AS”: “ipsas=sas, dominas=dònas, nostras=nòstras, reginas=reynas, nigras=negras, (el masc. nigros=negres), taulas, pénas, hòras, un cuart per las duas ,” etc.,etc.,etc. El catalán hace estos femeninos en “ES” por influencia francesa. No hay que olvidar que la actual Cataluña fue territorio de soberanía francesa desde el año 802 (conquista de Barcelona por Carlomagno) hasta el 16 de julio de 1258 (Tratado de Corbeil).
Éstas y otras peculiaridades de la lengua balear (mall.,men.,ibic.) son una auténtica joya filológica. ¿Les parece bueno, justo, honesto y CIENTÍFICO renunciar a este tesoro cultural por conveniencias políticas del impostor pancatalanismo?. ¿Cabe en la cabeza de alguien que sean precisamente UNOS mallorquines (no LOS mallorquines) los más fanáticos en apoyar la eliminación de estas antiquísimas peculiaridades lingüísticas, que son una joya filológica?. ¿Renunciarían de ello los pancatalanistas, caso de tener este gran tesoro lingüístico?
Lo propio sucede también en mi, igualmente muy querida Valencia. ¿Puede esta tierra maravillosa consentir que hagan catalanes a los Aussias March, Joanot Martorell, Jaume Roig y demás próceres literarios del siglo XV que hicieron de Valencia el gran referente literario de Europa, convirtiéndola en la primera que puede presumir de “SIGLO DE ORO VALENCIANO”?. ¿Se han vuelto locos los alucinados pancatalanistas de Valencia y Baleares?. ¿Qué reciben a cambio de tanta tergiversación e impostura?.
¡¡¡Que se imponga de una vez LA VERDAD y LA SENSATEZ!!!.


 
Juan Vanrell Nadal
Catedrático de Francés
Pte. de la Acadèmi de sa Llengo Baléà