29 de Diciembre de 2005

Sentandreu: “Los intereses económicos de los valencianos deben ser respetados por el PP y PSOE por encima de sus diferencias políticas”

Juan García Sentandreu ha acusado a la Ministra Magdalena Álvarez de incompetencia y al Presidente Zapatero de incumplir sus compromisos electorales y de gobierno, tras el retraso y paralización de las obras del AVE Madrid-Valencia, adhiriéndose expresamente a las demandas de Camps y Aguirre a este respecto.

Para el líder valencianista Zapatero es una marioneta que baila al compás de las presiones del tripartito catalán y las exigencias de Carod-Rovira, que en esta materia van destinadas a asfixiar económicamente a los valencianos.

Coalicio Valenciana ha calificado la ejecución del AVE Madrid-Valencia como uno de los mayores retos para la modernización de las infraestructuras y comunicaciones de la Comunidad Valenciana, potenciando la economía de los valencianos y situando estratégicamente nuestros puertos como auténticos balcones al mediterráneo del centro de España, desplazando definitivamente el puerto de Barcelona, algo que no están dispuesto a aceptar el tripartito catalán.

Sentandreu acusó al gobierno catalán y nacional de utilizar los intereses de los valencianos como moneda de cambio, y denunció que Zapatero ha olvidado a los valencianos en detrimento de las Comunidades Autonómicas afines, y en este sentido, mientras que recientemente desde el Ministerio de Fomento se aseguraba que las líneas de AVE para Barcelona, Málaga y Valladolid entrarían en servicio para el 2007, la línea Madrid-Valencia no podrá estar concluida en su totalidad, a pesar de que se puso en marcha mucho antes que las otras y que tenemos varios eventos importantes en la Comunidad Valenciana, que hacían necesaria la ejecución de estas obras.

Para Coalicio Valenciana los enfrentamientos entre el Partido Popular de la Comunidad Valenciana y PSOE de Zapatero se están trasladando a esta región en un recorte en las necesidades de los valencianos, quedando nuestro desarrollo al arbitrio del juego de mayorías en el parlamento español.

El Presidente de Coalicio Valenciana recordó que el interés económico que hemos esgrimido del tripartito catalán, tiene también un componente claro de debilitamiento a la Comunidad Valenciana, que se enmarca como objetivo del independentismo catalán y de la conformación de los Países Catalanes. Así, Sentandreu añadió que tener un Comunidad Valenciana dependiente en materia de infraestructuras, agua o cultura, la convierte en un elemento más sencillo “a conquistar” por Carod-Rovira.

El líder valencianista tampoco quiso olvidarse de la grave responsabilidad que tiene el Partido Popular en esta materia, ya que desde el año 1999 Rafael Arias Salgado y Eduardo Zaplana aseguraron que el AVE llegaría a Valencia en 2006.  Después de 8 años de gobierno popular a nivel nacional y 10 en la Comunidad Valenciana, fueron incapaces de concretar un trazado definitivo y ejecutarlo en los plazos marcadas.

Sentandreu aseguró que cada nuevo titular de Fomento se ha ido burlando de los valencianos y ha ido alargando el plazo hasta la actual ministra Magdalena Álvarez  que anunció hace unos meses un nuevo compromiso a los responsables de la Administración valenciana: “El AVE llegará a Valencia en el año 2010”. Algo totalmente imposible tras la publicación de los Presupuestos Generales del Estado, en los que se apunta a 2012 como nuevo plazo de ejecución.

Coalicio Valenciana denunció que los presupuestos Generales del Estado, demoran las grandes obras del tren hasta después del año 2007. Así, Fomento tiene previsto invertir 523 millones este mismo año; 614 en 2006 y 707 millones de euros durante 2007. A partir de ahí se iniciará el despegue inversor: 1.041 millones en 2008 y 1.345,6 durante el año 2009, sin ni tan siquiera aparecer en los Presupuestos las siguientes anualidades hasta 2012. En definitiva el AVE Madrid-Valencia está paralizado y cautivo de las presiones políticas.